You are here
Home > Musica > Crónica Sónar 2017

Crónica Sónar 2017

Ya estamos de vuelta del Sónar Festival de este año. Han sido tres días de absorción y desgaste, pero también de aprendizaje y conocimiento.

La constante lluvia de formas e ilusiones sonoras que, personalmente,  he podido presenciar ha sido en parte reveladora y esperanzadora; y digo en parte porque era consciente antes de entrar de lo que iba a encontrar aquí, pero es inevitable acabar sorprendido por detalles inesperados.

Había pensado escribir una crónica al uso, detallando actuaciones, narrando y describiéndolas. Pero no lo voy a hacer. Aunque es inevitable hacer referencia a momentos importantes, creo que es más adecuado hablar de sensaciones; de lo que transmite este gigante del entrenamiento. Un gigante tan impresionante que parece sacado de una distópica Neo Tokyo por los números que le preceden.

123.000 asistentes en tres días es algo al alcance de muy pocos. Y si repasamos mas cifras vemos que han habido 140 actuaciones, 9 escenarios, 5500 profesionales invitados…no siempre está bien hablar de números, pero así nos ponemos en contexto con la magnitud del evento.

Una de las cosas que siempre me ha atraído del festival es que con su apuesta, te acerca un poquito al futuro. Te acerca a nuevas formas de crear, a estilos que aún no son populares y parecen venidos de otro mundo, pero que pueden ser la próxima next big thing entre la generación que sube. Te hace participe de momentos en los que sientes que hay un salto, innovación. Ha pasado en múltiples ocasiones y volverá a pasar, es la magia de Sónar.

Un ejemplo claro de lo que intento explicar lo tenemos en la actuación de Daito Manabe y Nosaj Thing, que han dado una lección magistral de innovación y evolución estética tanto a nivel musical como visual. Son el tipo de actuaciones que me hacen volver a Sónar siempre que puedo.

Después tenemos todas las novedades a nivel hardware que pudimos ver en Sónar dia, y de las que escribiré un poco mas adelante en una sección que tenemos prevista estrenar en breve; spoiler! hardware musical. 

Por otro lado está toda la parte del evento enfocada a la música de baile, que también tiene cabida y es parte fundamental. Hemos podido disfrutar de sesiones brillantes de gente con muchas tablas como Carl Craig o Derrick Carter, de Live sets como el de Vitalic y de grupos como Justice que siempre son una fiesta por la naturaleza de su propuesta musical. Mención aparte para el escenario XS y todos los artistas que han pasado por allí demostrando que la escena Trap nacional está muy en forma y con ganas de crecer y gustar. Gente como Bejo, Bad Gyal, C tangana son un ejemplo de la era post rap en que nos encontramos; hay un cambio generacional importante en proceso en estos momentos, y es apasionante ver hacia donde se dirige todo. 

Y ya para finalizar, simplemente decir que es una experiencia fascinante visitar este festival. Hay tanto que ver y escuchar que no hay excusa posible para perdértelo, eso es,  si te interesa su propuesta; algo cada vez más fácil dado su giro y apertura en cuanto a estilos musicales. 

Sónar ya es, con todo el derecho a llamarse así, mas que un festival: una tradición. 

 

 

Dale Like y comparte si te gusta lo que lees!
MistaMike
Editor y fundador de Explicit Mag.
Top

Te gusta nuestro contenido? suscríbete! ;-)

RSS
Follow by Email
Facebook
Twitter